viernes, 6 de diciembre de 2013

Los Pecados de Tolkien


La Tierra Media, nacida de la imaginería del maestro Jhon Ronald Reuel Tolkien es un mundo fantástico, poblado con toda clase de seres fantásticos, lugares de ensueño, con sus milenios de historia, sus idiomas únicos y como no, con héroes y villanos claramente diferenciados, en un lado del tablero están los orcos, trolls, tumularios y dragones, en el otro lado, los elfos, los enanos, los humanos de diferentes reinos y los alegres hobbits, a la cabeza de sus mas que dignos adalides como Gimli, Thorin, Aragorn, Theoden, Galadriel, Legolas, Frodo o Sam; pero esta vez quiero centrarme mas en los grandes villanos de Arda (Para los que lo desconozcan, la Tierra Media existe dentro de Arda que es un mundo mayor donde esta por ejemplo el Reino de Valinor o la isla de Tor Galen) y es que por alguna extraña razón llegue a la conclusión de que no se si consciente o inconscientemente Tolkien baso a muchos de sus villanos principales en los pecados capitales de la cristiandad; esto es en cierto modo una aproximación; hay algunos personajes que aunque si es necesario matizar que no se acercan demasiado al susodicho pecado, hay otros que dan de lleno, y es que Tolkien en sus historias ha introducido siempre algunos conceptos judeocristianos; antes de seguir, muchos de estos villanos aparecen en el Silmarillion y en El Hobbit, así que es muy posible que la gran mayoría de estos personajes no los reconozcáis, a menos que hayáis leído los correspondientes libros, así mismo, los que no se han leído los libros, sobre todo el Silmarillion y no quiere que le hagan un SPOILER del tamaño del Titanic, recomiendo que se salga del Blog y cuando se haya leído el libro volver; una vez aclarados estos puntos, comenzamos este viaje.


LA GULA
UNGOLIANT

Nacida como una criatura del Vacío, este ser solo existe para devorar, su voracidad era tal que no solo se bebió de un trago la savia de los Arboles de Valinor dejándolos completamente resecos y muertos, también se comió las gemas que se llevo Melkor como botín de guerra junto con los preciados Silmarils, incluso le exigió comerse las tres joyas fabulosas creadas por los elfos Noldor, algo a lo que el propio Señor de la Oscuridad se negó en rotundo, a lo que este ser grotesco con forma de araña gigante intento comerse al propio Melkor con los Silmarils de no ser por la oportuna llegada de los demonios Balrog, que con sus látigos de fuego ahuyentaron a tan abominable ser, el cual huyo hasta el Reino de Beleriand y se instalo en el Valle de Nar Dungortheb junto con otras congéneres y allí logro satisfacer su hambre, no solo pescando a cualquier incauto hombre, elfo o enano que se atreviese a entrar en aquel lugar maldito, si no también se comió a muchas otras arañas mas pequeñas que ella, cuando ya hubo devorado todo ser vivo en el Nar Dungortheb, siguió su camino por la Tierra Media donde se comió todo lo que encontraba hasta que finalmente termino devorándose a si misma en los Desiertos del Sur; sin duda el ejemplo mas enfermizo de lo que es la gula en el mundo de Tolkien.



LA AVARICIA
SMAUG

Este gran dragón, a pesar de que no es ni de lejos uno de los mas poderosos como lo puede ser por ejemplo el temido AncalagonEl Negro”; si es conocido por su terrible sed de riquezas, esa búsqueda de tesoro le llevo a Erebor, a la ciudad de los enanos de la Montaña Solitaria, expulsándolos a base de vomitar napalm sobre sus cabezas y matando a una gran cantidad de ellos haciéndose con el gran tesoro que llevaban años acumulando estos; oro, diamantes, piedras preciosas, plata, mithril y la pieza grande del botín, la piedra del arca también conocida como “el corazón de la montaña”, ¿Y que hizo con ese tesoro inconmensurable? Fácil, se tumbo sobre toda esa riqueza y se puso a hibernar, no hizo nada productivo con todo aquel oro y joyas, podía haber llegado a un “acuerdo” con los humanos de la Ciudad del Lago, podía incluso haber sobornado a los orcos de las Montañas Nubladas con el oro para que le sirviesen como mercenarios, pero ni con esas, lo único que hizo fue enterrarse en aquella montaña y dormir a pierna suelta durante varios años, tal es así que cuando dejo su guarida para castigar a los humanos del lago, viaja con parte de su tesoro incrustado en la parte baja de su abdomen y cuando muere, lo hace con parte de su tesoro en el fondo del lago, Smaug es sin duda alguna “La avaricia” ya que incluso en la muerte se lleva parte de su riqueza a la tumba.


LA PEREZA
DRAUGLUIN

Draugluin, también conocido como el licántropo es uno de los vasallos de Morgoth, por su lealtad se le ofreció la Torre de Tor In Grauroth para controlar el río Sirion, allí Huan, el perro de los Valar apareció matando a muchos licantropos al final tuvo que salir el propio Draugluin a luchar contra Huan, pero este ultimo lo derroto con gran facilidad. Mas tarde, Beren el Edaín y Luthien Tinuviel llegaron al castillo de Angbad, Beren tomo el aspecto de Draugluin durmiendo en la sala del trono de Morgoth, a la espera de que su plan con Luthien surta efecto y poder robarle un Silmaril de la Corona del primer Señor Oscuro.
Aquí tenemos dos claros ejemplos, primero en Tor In Grauroth, Draugluin espera rascándose las pulgas del cogote mientras que sus subalternos son destrozados por el legendario Perro de los Valar, solo cuando ya ha visto que la situación era irreversible decidió intervenir, solo para caer de manera patética ante el poder del Huan; el segundo ejemplo es cuando en el Castillo de Angbad, Beren se transforma en un licántropo y actúa de forma somnolienta, durmiendo a los pies del trono de Morgoth lo cual parece que seria un comportamiento acorde con el verdadero Draugluin, ser el típico perro ”gandul” siempre acostado al lado del fuego sin hacer nada, lo cual entra en sintonía con la pereza.




LA LUJURIA
THURINGWETHIL

De este personaje no se sabe demasiado, ya que siempre permaneció a la sombra de Morgoth, y de hecho en el Silmarillion nunca se aclaro que paso con ella después de la Gran Guerra, el caso es que su única intervención, paradojicamente no interviene ella directamente; si no otro personaje diametralmente distinto, dejamos a Beren convertido en un lobo que mas que un lobo parece un felpudo con patas, Luthien utilizando su magia se transformo en la propia Thuringwethil (¿En algún momento se conocieron antes?, ¿como sabia que aspecto tenia?) y con el aspecto de la Dama de las Sombras ejecuto una especie de danza erótica sensual que hizo que el propio Morgoth sintiese deseos carnales hacia ella haciendo que el plan por poco fracase.
Lógicamente Thuringwethil la vampiresa es sin duda alguna la lujuria y es precisamente por las pistas que la princesa elfica Luthien Tinuviel nos pone delante de los ojos sin que nos percatemos, Luthien bajo el aspecto de Thuringwethil hace ese baile erótico y con ello logra embelesar a todos los presentes en la sala del trono incluyendo el propio señor oscuro original, lógicamente Luthien actúa de esa manera porque es la manera natural en la que la vampiresa se comporta, si bajo ese aspecto se hubiese comportado como lo que era en realidad, es decir una recatada dama elfa, muy probablemente se hubiesen dado cuenta y tendrían que huir muy deprisa del maldito castillo de Angbad dando al traste con el plan de robar uno de los Silmarils de la corona de Morgoth, eso quiere decir que Thuringwethil como tal es la encarnación de la lujuria.




LA SOBERBIA
SARUMAN

Saruman, de la orden de magos conocida como los Istari, era el mas sabio y poderoso de todos ellos, se creía tan sabio y tan poderoso que se veía por encima de cualquier poder de la Tierra Media, desoyó las advertencias de colegas suyos de la orden como Radagast o el mismísimo Gandalf sobre el retorno de Sauron, se creyó capaz de poder controlar el poder del Anillo Único y finalmente se creía con la autoridad moral de proteger a la Tierra Media de si misma, después pensó que su retorcida maquinaria de guerra era muy superior a los intrépidos hombres de Rohan con sus caballos y que los bosques para lo único que servían era para alimentar el fuego de sus fraguas, finalmente recibió una lección de humildad por parte de seres que el consideraba inferiores, los pequeños hobbits, fue destituido por uno de los miembros de su propia orden, ni mas ni menos que el propio Gandalf, expulsado de esta con su bastón destruido, desterrado y por ultimo asesinado por uno de sus secuaces que el mismo maltrataba y es que de todos los pecados, la soberbia es el que peor se paga.




LA ENVIDIA
SAURON

Sauron, el segundo Señor Oscuro después de Morgoth, se convirtió en lo que es debido a la envidia, Sauron envidiaba el poder que amaso Morgoth durante sus victorias, envidiaba a otros Maiar que se sentaban a su derecha como Gothmog o Thuringwethil mientras que el tenia que helarse el culo en Tor In Grauroth aguantando a los chuchos pulgosos de Draugluin, luego con la caída de Morgoth, Sauron vio como las tres razas dominantes creaban sus preciados anillos de poder y Sauron creo su propio anillo para gobernarlos a todos y así fue ademas por simple despecho decidió imitar a Morgoth para demostrar que el era el que controlaba la situación y que lo haría infinitamente mejor que el Valar rebelde, por fortuna para muchos, no lo logro y para añadir su humillación también fue arrojado a los abismos insondables junto a su amo Morgoth en cuanto su preciado anillo fue destruido en el Monte del Destino.




LA IRA
GOTHMOG

Si pudiese ponerme en la piel de un elfo de Beleriand y me pidiesen que describiese a Gothmog, sin duda yo lo describiría como un tornado de fuego y cuchillas al rojo vivo que arrasa todo a su paso, de todos los demonios Balrog, Gothmog fue el mas temido de todos, la mano ejecutora de Morgoth durante la guerra contra los reinos élficos de Beleriand tiene el “bodycount” mas alto de reyes elfos que cayeron bajo su hacha de fuego (Feanor, Fingon y Ecthelion); en la terrible “Batalla de la llama súbita”, se hizo con un gran ejercito de dragones (entre ellos el temido Glaurgung) y dio cuenta de muchos elfos, hombres y enanos así mismo lidero el gran ejercito de orcos y dragones en el ataque contra el ultimo bastión libre de los elfos, la ciudadela de Gondolin donde se enfrento al rey elfo conocido como Ecthelion que finalmente puso fin a su imparable carrera aunque el también cayo en el duelo, sin duda alguna, este ser feroz de fuego y crueldad gratuita solo podía responder al pecado de la ira, de hecho, con su muerte en la plaza de Gondolin no les costo demasiado a los Valar y a los pocos defensores que fueron capaces de empuñar un arma contraatacar el castillo de Angbad en la confrontación final.


LA MALDAD ABSOLUTA
MORGOTH

Al principio se le llamo Melkor, uno de los Ainur que cantaron junto con el Eru la canción que creo el Arda, el mundo, se alzo sobre las voces de sus hermanos y hermanas creyendo estar por encima de todos ellos, una vez en el mundo destruyo las grandes creaciones de los Valar, las grandes lamparas, posteriormente en el norte de la Tierra Media, creo su guarida llamada Utumno la cual se convirtió en un grotesco laboratorio de los horrores donde llevo a cabo viles experimentos y creo a los primeros orcos, trolls, a los huargos, las serpientes, grandes arañas y a los primeros prototipos de dragones, los Valar destruyeron aquella blasfemia y lo capturaron, y se lo llevaron al reino de Valinor, donde mostró arrepentimiento o eso hizo creer a todo el mundo, primero sembró la discordia entre los elfos, haciendo que dos clanes antaño amigos, los Noldor y los Teleri se matasen entre ellos, después robo los Silmarils y con la ayuda de la araña Ungoliant destruyo otra creación de los Valar, los Grandes Arboles, ya de vuelta a la Tierra Media se hizo con un descomunal ejercito de monstruos y poco a poco fue conquistando los reinos de los elfos de Beleriand, con ayuda de sus subalternos Glaurgung, Gothmog y Sauron, convirtiendo la Tierra Media en un reino de oscuridad y lagrimas, nunca salio de su castillo de Angbad, salvo una vez para enfrentarse al noble príncipe Fingolfin de los altos elfos, el cual mato con crueldad; solo cuando por fin los Valar volvieron a la Tierra Media destruyeron su Castillo de Angbad y finalmente lo dominaron por segunda vez y lo arrojaron al abismo infinito donde mora eternamente, pero el daño provocado ya estaba hecho y mucha de su maldad aun perduraría en la Tierra Media durante muchos siglos mas, por eso a Melkor se le cambio el nombre por el de Morgoth, el enemigo del mundo, el señor oscuro original y el significado del mal absoluto en la Tierra Media.
Esto ha sido todo por este tortuoso viaje a través de la galería de los villanos mas terribles de la Tierra Media y la relación de muchos de ellos con los 7 Pecados Capitales, incluyendo a Morgoth como el mal elemental, pero no obstante es de justicia decir que donde siempre hubo estos villanos también hubo valientes héroes que se alzaron contra ellos para acabar con su reinado de terror ¿Hablare de ellos para hacerles el debido homenaje y así equilibrar la balanza?, tal vez, pero ahora no, la semana que viene toca hacer la “Review” de la 2ª parte del Hobbit; “La desolación de Smaug”, así que espero que os haya gustado y que disfrutéis de este puente, os recuerdo que si tenéis algún comentario los hagáis abajo en el libro de visitas, gracias.

Le dedico este articulo a mi buen amigo Rafael Pascual Hernández, no solo una personalidad en lo que a Tolkien y la lingüística germánica y anglosajona se refiere, si no también una gran persona.   

1 comentario:

Rafael Pascual dijo...

Hermes, me ha gustado muchísimo el artículo. Has tenido un pensamiento unificador muy interesante. En concreto, me gusta cómo has procedido en pereza y lujuria: si Beren y Lúthien fueron respectivamente perezoso y lujuriosa, entonces es debido a que los personajes de los que se disfrazaron debían de ser así, puesto que de otro modo la treta no habría tenido éxito. Lo del dragón echando napalm me ha parecido muy tolkienano de los primeros tiempos, cuando los dragones eran representados como máquinas de guerra (Libro de los cuentos perdidos). Y la redacción de la soberbia me ha gustado mucho. Y, por supuesto, muchísimas gracias por la generosísima dedicatoria.